Quílez

Share

La información de este apellido ha sido proporcionada por el Instituto de Historia y Heráldica Familiar.

Nota aclaratoria: Los escudos de armas representados son los más extendidos para cada apellido, sin embargo, para poder asegurar que un escudo es el correspondiente a una determinada familia, sería necesaria una investigación genealógica exhaustiva. La homonimia en los apellidos no es nunca certeza de consanguinidad. Esta sólo se puede afirmar elaborando un árbol genealógico que la demuestre. Mientras no se demuestre el contrario, sólo tenían escudo de armas las familias nobles. Una persona no noble que quiera dotarse de escudo de armas para él y su descendencia por línea masculina, puede hacerlo sólo acudiendo a un rey o cronista de armas o consejero heráldico oficialmente autorizado.

Antiguo apellido castellano que hallamos escrito, indistintamente, como Quiles o Quílez, procedente del nombre de bautismo Quiles o Quilis, alteración del nombre personal latino Quiricus, adaptación del griego Kuriakós, de kirios, “señorial”, “perteneciente al Señor”. Es relativamente frecuente, como Quiles, en el País Valenciano (Alicante), Murcia y Andalucía Oriental (Almería, Granada, Málaga, Jaén), mientras que la variante Quílez se da más en Aragón, en particular en la provincia de Zaragoza. Aparece ya este apellido, entre los primeros repobladores del antiguo Reino de Valencia. Así, se documentaron casas del apellido Quiles o Quílez en la población de Segorb, en los censos de 1258 y 1421. También se hallaron los de este apellido en la toma a los moros de los Reinos de Murcia, Jaén y Granada, donde recibieron tierras y quedaron establecidos como conquistadores y repobladores. De una casa que hubo en Ruzafa (Valencia) descendió el religioso Juan Bautista Quiles Berbegal, rector de Perpunchent y de Benicarló, que perteneció a la Militar Orden de Montesa y falleció en 1648. José Quílez Ochoa y Pons, vecino de Cieza (Murcia), y Pascual Quílez Talón, vecino de Almería, probaron su nobleza ante la Real Chancillería de Granada en 1770 y 1695, respectivamente.

Armas.- El “Reper¬torio de Blasones de la Comunidad Hispánica” recoge para Quílez, en primer lugar: Cortado. 1º., En azur, un león al natural, echado, al que ataca un avestruz, y 2º., En plata, dos águilas volantes, de sable.