Herreros

Share

La información de este apellido ha sido proporcionada por el Instituto de Historia y Heráldica Familiar.

Nota aclaratoria: Los escudos de armas representados son los más extendidos para cada apellido, sin embargo, para poder asegurar que un escudo es el correspondiente a una determinada familia, sería necesaria una investigación genealógica exhaustiva. La homonimia en los apellidos no es nunca certeza de consanguinidad. Esta sólo se puede afirmar elaborando un árbol genealógico que la demuestre. Mientras no se demuestre el contrario, sólo tenían escudo de armas las familias nobles. Una persona no noble que quiera dotarse de escudo de armas para él y su descendencia por línea masculina, puede hacerlo sólo acudiendo a un rey o cronista de armas o consejero heráldico oficialmente autorizado.

Apellido, relativamente frecuente y repartido por España (con especial presencia en La Rioja, Madrid, Castilla-León, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Murcia, Barcelona, Comunidad de Madrid y Andalucía) procedente, en general, del topónimo Herreros, nombre de poblaciones en Valladolid, Soria, León, etc., cuyo origen está en el antiguo sustantivo castellano –herrera-, “herrería”, que aludía a lugares donde se beneficiaba el mineral de hierro. No obstante, en otros casos, Herreros es la forma plural o familiar de Herrero, antiguo apellido derivado del sustantivo castellano –herrero-, “persona que trabaja el hierro”. Tuvieron los Herreros sus más antiguas casas en tierras asturianas y leonesas, pasando después sus ramas a otros lugares de España. Probaron su nobleza ante la Real Chancillería de Valladolid, entre otros de este apellido: Juan Herreros, vecino de Fresnedos, en 1813; Rosendo Herreros, vecino de Villarcayo (Burgos), en 1824; Tomás Herreros López, vecino de Canales, en 1760, y Domingo, Francisco, José y Juan Herreros de Tejada, vecinos de Laguna de Cameros (La Rioja), en 1751. Igual probanza de nobleza hicieron ante la Real Chancillería de Granada: Andrés, Diego y Miguel Herreros, vecinos de San Clemente (Cuenca), en 1666; Francisco y Joaquín Herreros, vecinos de Quintanar del Rey (Cuenca), en 1762, y Juan Pablo Herreros Marín, vecino de Baños (Jaén), en 1795.

Armas.- Unos Herreros, según el “Repertorio de Blasones de la Comunidad Hispánica”: En sinople, un tambor, de oro.